Tag Archive for venta de extintor

Conoce los tipos de extintores que existen

usar un extintor

Los extintores son elementos cruciales en la lucha contra el fuego. Los incendios pueden presentarse en cualquier momento, incluso en el lugar de trabajo, y por esto es que es bueno estar preparados. Cuando hablamos de extintores nos referimos a combatir fuego en proporciones pequeñas, para que no sigan propagándose. Por esto es que son útiles para combatir las llamas en su inicio y no cuando ya está desatado. Sin embargo, existe más de un tipo de extintor, por lo que es bueno conocerlos y así saber cuál usar correctamente si es que estás pensando en compra uno para tu seguridad.

En las etiquetas de los extintores aparece una letra que puede ser A,B,C o D y se refiere al tipo de fuego que puede sofocar el extinguidor. A continuación te presentamos los tipos de fuegos:

  • Clase A: Esta se refiere a fuegos con combustibles sólidos como madera, cartones, plástico y otros.

  • Clase B: Aquí el combustible es líquido como aceites, gasolina, etc.

  • Clase C: El combustible son gases como el butano, gas o propano.

  • Clase D: Son casos excepcionales, cuando los combustibles son metales como el sodio, el magnesio y el aluminio.

Tipos de extintores

Dentro de los extintores existe un agente extintor, que es el rocía el fuego y lo apaga. Los más comunes son:

  • De agua: Apropiados para fuegos de tipo A, siempre y cuando se ocupe en lugar donde no haya electricidad. Cabe recordar que el agua no sirve para fuegos de combustibles líquidos, ya que al ser más densa que estos líquidos, el combustible se situaría encima del agua y no lo extinguiría.

  • De agua pulverizada: Ideales para apagar fuegos de tipo A y B. No usarse nunca en presencia de corriente eléctrica, pues podría provocar un corte eléctrico. Es óptimo para las casas, en donde no existen conexiones como los jardines.

  • De espuma:Perfecto para fuegos A y B. ¿Quién no ha visto en algún simulacro a los bomberos rociar rociar con espuma?. Sin embargo, hay que tener precaución en no rociar en presencia de electricidad.

  • De polvo:  Ideal para fuego tipo A y B. Al ser polvo evita el riesgo eléctrico. Es el más recomendable para casas, oficinas u otro tipo de oficinas.

  • De CO2: Es un gas y por tanto no conduce electricidad. Aptos para fuegos A, B y C y suelen ser ocupados donde hay más elementos que pueden causar más daño que el fuego.